martes, 19 de agosto de 2014

Los correos asesinos de las ventas

Suena como algo malo, pero no. Cuando enviamos correos electrónicos de ventas la tasa de respuesta de nuestros clientes es de alrededor de 1 por ciento, o sea, uno de cada cien clientes lo contactarán.

Hace un tiempo hablábamos de email marketing, por eso, en este post le mostraré, según inc.com, cómo escribir mensajes de correo electrónico de ventas que obtienen tasas de respuesta mucho más altas. Esos correos asesinos, correos matadores que atraparan a la gente, causarán una duda y le generarán potenciales clientes.


Básicamente, el correo tiene tres partes a los cuales llamaremos: el inicio, el beneficio y la llamada a la acción (call to action).

El inicio: es lo que el destinatario ve en la bandeja de entrada, en otras palabras, el asunto del correo y las primeras 20 o más palabras del correo electrónico. Si escribimos un asunto intrigante abrirán automáticamente el correo, de lo contrario lo ignorarán o se eliminará.

El beneficio: Aquí explique por qué el cliente debe estar interesado en lo que usted tiene para ofrecer. Si el beneficio es claro y comprensible, el correo electrónico será leído, de lo contrario lo ignora.

Call to action: Usted le dirá al receptor qué debe hacer, es decir, la llamada de acción, junto con su información de contacto. Si esto lo convierte en algo fácil y simple se obtendrá una respuesta, sino no.

Los correos electrónicos de ventas asesinas (los que reciben muchas respuestas) son breves y sencillos, con un inicio intrigante, un beneficio que un cliente pueda comprender fácilmente y un call to action que invita a realizar una acción fácilmente.

Les prometo que, en el próximo post les daré un ejemplo de un correo no tan bueno y un correo asesino escrito correctamente.

Nos leemos!

Fuente: Inc.com