viernes, 8 de agosto de 2014

Monitoree su empresa en internet y estudie a su competencia.

Dicen que el mundo digital es una jungla y hay que aprender a sobrevivir en él. Y ¿cuál es la clave? Estudiar la competencia, su reputación, patrones, rutinas y ética laboral. Si usted dedica un poco de su tiempo a entender las fortalezas y debilidades de otros podrá mejorar y ajustar su propia sobrevivencia

Y ¿cómo monitorear a su empresa en internet? Aquí, algunos consejos. 

Identifique su competencia. Busque en Google y en listados de medios para encontrar compañías líderes en su industria, estúdielas, cree sus propias conclusiones y defina cómo  implementar algunas de sus estrategias en su negocio.

Mantenga cerca a sus enemigos. Monitoree a su competencia siguiéndola en varias plataformas de redes sociales como Twitter y Facebook. Use métricas de RRSS que permiten monitorear a los usuarios así como a los seguidores de su competencia. Otra opción es suscribirse a newsletters, blogs y actualizaciones RRSS.

Lea las reseñas y noticias. Añada blogs sobre su industria a su rutina diaria. Manténgase educado y actualizado sobre lo que sucede en su sector, para comprender qué atrae la atención de los medios y dónde se encuentra su competencia. Además, cuando usted lee las reseñas conocerá lo que piensa la audiencia.

Use búsquedas por hashtag. Se trata sobre conocer de qué trato la última conversación en las redes. Las empresas con presencia online fuerte utilizan hashtags.

Analice su sitio web. Si su competencia tiene un sitio con page rank (valor que el algoritmo de Google observa en su sitio y contenido) superior o igual a cinco es probable que usted esté haciendo las cosas bien. Además, compare su página y revise si le es necesario realizar un nuevo branding general o iniciar un blog para compartir su expertise. 

Pregunte a la audiencia. Puede sonar contraproducente el hablar de la competencia con sus seguidores pero ellos le darán un panorama diferente y revelador. Investigue porque prefieren una marca sobre otra. 

Fuente: Soyentrepreneur.com